Odiar al pijerío o ponerse [en] sus zapatos

El odio al pijerío, es la versión concretada en el tiempo y el espacio, del odio al bien.

Bataille,  a propòsit de Nietzsche senyalà: “… más que ser el filósofo de la voluntad de poder, es el filósofo del mal, o dicho de otro modo del odio al bien” el seu odi del bé està justificat per ell com la condició mateixa de la llibertat. És a dir, el que està proposant és el mal com a objecte d’una refinada recerca moral “y es que el mal es lo contrario de la coerción – la cual, en principio, se ejerce con vistas a un bien -. El mal no es, sin duda, lo que una hipócrita serie de malentendidos han querido hacer” (Bataille, 1979, Sobre Nietzsche. Voluntad de suerte. Taurus, Madrid: 17).

Cuando discutas con un adversario, trata de ponerte en sus zapatos. Lo comprenderás mejor y tal vez acabarás conceciéndole un poco de razón. He seguido este consejo de sabios durante algún tiempo. Pero los zapatos de mis oponentes estaban tan sucios que he concluido: es mejor ser injusto algunas veces que experimentar de nuevo eses asco que me provoca el desmayo

Antonio Gramsci, Márgenes, 2 .

Aquesta entrada ha esta publicada en Política. Afegeix a les adreces d'interès l'enllaç permanent.

Deixa un comentari

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

Esteu comentant fent servir el compte WordPress.com. Log Out / Canvia )

Twitter picture

Esteu comentant fent servir el compte Twitter. Log Out / Canvia )

Facebook photo

Esteu comentant fent servir el compte Facebook. Log Out / Canvia )

Google+ photo

Esteu comentant fent servir el compte Google+. Log Out / Canvia )

Connecting to %s